viernes, 30 de noviembre de 2007

El Gobierno crea el Consejo Estatal de las Artes Escénicas y de la Música

El Gobierno ha aprobado el 30 de noviembre de 2007, la creación del Consejo Estatal de las Artes Escénicas y de la Música, con el fin de adoptar las medidas necesarias para articular la participación de los sectores culturales en el INAEM, y el Consejo Artístico en el seno del Auditorio Nacional de Música.

El Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de la Música (INAEM), que, según recordó el ministro de Cultura, Cesar Antonio Molina, en rueda de prensa, se encarga de todo lo relacionado con la música, el teatro y el circo, contará desde ahora con este órgano colegiado de carácter asesor para canalizar la participación de los sectores culturales en estos ámbitos y su coordinación con la Administración General del Estado.
El Consejo Estatal de las Artes Escénicas y de la Música será un espacio de reflexión e intercambio de opiniones capaz de recoger las aspiraciones y propuestas de los principales agentes y destinatarios de las políticas culturales, y prestando atención a la detección de las demandas y definición participativa de las prioridades en estos sectores.
En su composición, en la que estarán representadas las Comunidades Autónomas, se contará con representantes propuestos por las asociaciones y organizaciones de los sectores de la música, la danza, el teatro y el circo, y con personas de reconocido prestigio y experiencia, o especiales conocimientos técnicos en dichos ámbitos, tal y como adelantó el ministro.
En esta misma dirección, y atendiendo a sus características singulares, para el Auditorio Nacional de Música, uno de los centros de producción referenciales dependientes del INAEM, se contempla la creación de un Consejo Artístico en el seno del Auditorio Nacional de Música.
Su objetivo será promover una mayor participación de la sociedad civil en la programación y gestión cultural del mismo, y en su composición se contará con personas de reconocido prestigio y experiencia en el ámbito de la cultura y con especial vinculación al mundo de la música.
Por último, en aras de fomentar la mejora en la gestión e incrementar la calidad en la prestación del servicio que el INAEM tiene encomendado se considera necesario elaborar un código de buenas prácticas en su ámbito de actuación, guiado por la transparencia en la gestión y la atención a los sectores culturales implicados.

Fuente: Terra Actualidad - EFE