martes, 22 de enero de 2008

“El teatro aficionado gallego va un paso por detrás del español”

La situación del teatro aficionado en Vigo y en Galicia en general no pinta bien para los miembros de esta compañía que aseguran que se han visto obligados a recurrir a certámenes a nivel nacional porque en Galicia era imposible. «En España estamos actuando en grandes teatros como o Varciademera de Madrid o outros importantes en cidades como Valencia e en Galicia en cambio non podemos acceder con facilidade o Teatro Principal de Santiago ou os de Caixanova en Vigo. Aquí temos que actuar en salas independientes como a Sala Nasa de Santiago» critica Xoán Abreu.
En general, son muy críticos con la situación gallega ya que creen que no hay cultura de teatro aficionado, «a xente cre que é teatro de instituto e hai moita xente que se está tomando as representacións en serio e perdemos o noso tempo para facer espectáculos o mellor que podemos». Además aseguran que en el resto de España sí que han notado mayor conocimiento de lo que realmente es el teatro aficionado. A pesar de esta desventaja gallega, reconocen que en Vigo existen bastantes grupos de teatro amateur aunque muchos de ellos no tienen continuidad.

Sin subvenciones
«Se o teatro está morrendo haberá que deixalo morrer o facer cousas que interesen e non manter funcións que non interesan baixo o mecenazgo das administracións públicas» dice tajante Abreu. Avento Teatro es partidario de hacer teatro sin subvenciones. Nunca han pedido ninguna y están convencidos de que mantendrán esa máxima como en el movimiento que retrataba Achero Mañas en su película Noviembre. La máxima de que el arte no se vende y que el teatro no puede ser competitivo no va con ellos. Defienden con uñas y dientes que se puede hacer teatro sin ayudas y se puede conseguir que interese al público, es sólo cuestión de hacer funciones más accesibles.

Fuente: La Voz de Galicia